¡¡AHORA TODOS NUESTROS ENVÍOS GRATIS!!

Tendencias 2020: el oro , ¿Vuelve a estar de moda?

El oro podríamos decir que es la base de la economía, algo que es evidente. Un material que vale como moneda de cambio y utilizado en todo el planeta.

Pero…¿Qué pasa con el oro en el mundo de la moda?
Hoy vamos a hacer un pequeño análisis sobre las distintas fases por las que ha pasado el oro a lo largo de los tiempos, una forma de ver el oro aplicado de diferentes formas en diferentes ámbitos de la moda, y su relevancia en cada una de ellas.
Antes de nada…¿Conoces los niveles de pureza del oro? la pureza o ley del oro se mide en quilates (1 quilate = 4 granos de 10,41 milésimas).

Lingotes de oro.

 

El oro de 24 quilates (oro puro) tiene un porcentaje del 99’9% de pureza.
El oro de 18 quilates (oro de primera ley) tiene un porcentaje del 75% de pureza.
Y el oro de 14 quilates  (oro de segunda ley) tiene un porcentaje del 58’5% de pureza.

Después de esta clase de economía aplicada, algo que poco tiene que ver con la moda textil pero muy útil para tus futuras compras de joyas, ahora conoces el significado de cada denominación, pasamos a ver un poquito de su historia.
Para contextualizar la popularidad del oro, debemos remontarnos a las antiguas culturas, donde jugaba un rol imprescindible, diferente en cada cultura pero igual de necesario en todas.

Los aztecas llamaban al sol en su lengua “teocuitlatl”, que significa literalmente “excreción de los dioses”, refiriéndose a su transpiración y lágrimas.
Para los egipcios, era el resplandor del dios Ra, dios del cielo, dios del sol y del origen de la vida en la mitología egipcia. El oro era para los egipcios la carne de los dioses. También se creía que tenía propiedades sanadoras, por ello la tumba de los faraones era completamente de oro, para que llegasen al otro lado en las mejores condiciones, actuando de una manera “similar” al formol.
Tumba de Tutankamon de oro
 
Sus formas de venerarlo eran con ofrendas y joyas portables, otorgando un poder extra a la persona que mandaba en esos momentos, convirtiéndola en una especie de semi dios.

El oro tuvo valor como moneda de cambio, pero antes de considerarse una forma de pago, como vemos era venerado, como si de una deidad se tratase, debido a sus propiedades tan exclusivas y divinas.

Hablando de los tejidos de oro, son mencionados también desde tiempos muy antiguos. Pero los documentos no dan detalles sobre la fabricación, en cada caso, de aquel tipo de tejidos. Hay referencias sobre trazas de tejidos de oro en tumbas etruscas y de su uso en la Roma clásica.
Tejido de oro
 
A lo largo de toda la Edad Media las referencias a los tejidos de oro y de plata son muy numerosas. Podían ser importados (generalmente de Damasco) o de fabricación "local".

Dato curioso: En un inventario de la ropa del rey Enrique IV de Inglaterra se mencionan varios tejidos de oro con el precio correspondiente.

El oro siempre ha sido un distintivo social, aquel que portaba algo de oro estaba ciertos escalones por encima de la sociedad media. Pero hubo una época en la que el valor del oro se devaluó. A finales de los años 80 principios de los 90, el éxito del hip-hop callejero tuvo una repercusión realmente importante en el mundo de la moda, y todos los grandes raperos, empezaron a comprar complementos de oro (cadenas, relojes, anillos, chainz, etc.), como una competición, sin combinación alguna. Esto representaba outfits muy recargados, y empañaba la pulcra imagen que se tenía del oro. Por lo tanto ya no se veía al oro como algo tan exclusivo de gente con gusto, sino como señal de poder, cuanto más tienes más poderoso eres.
Tupac y Notorius B.I.G, dos estrellas del hip-hop, con complementos de oro.
Esta tendencia duró prácticamente hasta 2014, donde las marcas pusieron a su favor el tirón que tenía este sector.

En la actualidad podemos ver como prácticamente todos los famosos referentes en el mundo de la moda combinan el oro y los diamantes con ropa a juego, que pondera su estilo hacia arriba.
Travis Scott con cadenas de oro de 24k y diamantes.

  

Cadena con la cara de anuel hecha de oro de 24k y más de 2.500 diamantes, valorada en 300.000$.

Share this post


x